Historia

En los años 90, un grupo de 60 valientes soldados fue secuestrado por el Bloque Sur de las Farc en lo que se conoció como la Terrible Toma de las Delicias. Estos Héroes, que dieron todo por nuestra libertad, sufrieron inimaginables torturas y humillaciones durante su cautiverio. Fueron maltratados, sometidos a trabajos forzosos, privados de alimento y sometidos a condiciones inhumanas. Sin embargo, al regresar a la libertad, enfrentaron una nueva forma de tormento: el olvido, la desatención de una sociedad que no ha reconocido plenamente su sacrificio, la falta de justicia y reparación por parte de sus victimarios.

La Corporación Militares Víctimas del Conflicto Armado Mil Víctimas, ha asumido la ardua tarea de representar a estos soldados en un proceso judicial contra las Farc, dentro del marco de la justicia transicional. Este proceso busca que los perpetradores de los más atroces crímenes en Colombia enfrenten las consecuencias de sus acciones y reparen a sus víctimas de manera integral. Sin embargo, para lograrlo, es crucial visibilizar estos hechos y movilizar a la sociedad para apoyar esta causa justa.

Estos soldados y sus familias necesitan representación legal y apoyo psicosocial para poder sanar y reconstruir sus vidas. La Corporación Mil Víctimas trabaja incansablemente para brindarles la ayuda que necesitan, pero no puede hacerlo sola. Necesitamos la contribución de quienes, como tú, creen en la justicia y en la importancia de reconocer y apoyar a nuestros verdaderos héroes.

Tu donación es fundamental para continuar este trabajo. Al contribuir, estás proporcionando no solo representación legal, sino también la esperanza y la sanación que estos valientes y estás igualmente ayudando a construir un país en donde los sacrificios de nuestros Héroes no sean olvidados.

Los buenos somos más. Actúa ahora y únete a esta causa noble.

Vakers

Se el primer Vaker: